¿Llegar a ser rico? Estos son los requisitos a superar para poder considerarte que eres una persona rica

Llegar a ser rico

Mucha gente desea llegar a ser rico, tener mucho dinero, bienes y propiedades para poder disfrutar de una vida de lujos, deshagoda en la que no se priven de nada y sin problemas económicos. Y es el que dinero es muy importante para todo en la vida, por eso, tenerlo en abundancia es el gran sueño de millones de personas en el mundo.

Pero, ¿qué es ser rico?

Para poder considerarse una persona que en esta vida ha triunfado en las finanzas personales y definirse a sí mismo como rico es necesario que: Haya llegado a crear unos activos (negocios, inversiones…) capaces de generarle ingresos pasivos (que son los que se crean sin necesidad de estar presente trabajando) suficientes como para cubrir todos sus gastos personales, de forma sostenida en el tiempo, acordes a su estilo de vida. Teniendo así la suerte de poder tener el tiempo libre que precise para organizar su vida y su agenda de prioridades cómo quiera, con objeto de lograr hacer aquello que realmente le apasione.

Ser rico

Requisitos que cumplen las personas que han alcanzando la independencia financiera y son ricos:

¿Quieres saber cuáles son los requisitos a cumplir? ¿Será suficiente con que te toque la lotería de navidad o el euromillones para entrar en este selecto club de personas ricas o por el contrario necesitas algo más para considerarte que eres rico? Estos son los 7 puntos a cumplir para realmente considerarse como una persona rica.

1. No tienen deudas.

Todo lo que tienen es suyo. Sus finanzas personales están completamente saneadas y no deben dinero a nadie. Esto además de libertad en el sentido económico, les genera una sensación de bienestar interior en forma de tranquilidad. Viven con menos stress.

2. Los ingresos no derivados de su trabajo, superan sus gastos de vida.

Son capaces de crear ingresos pasivos en piloto automático de sus activos, sin necesidad de estar pendientes y/o presentes personalmente para generarlos.

3. No es necesario que trabajen, para poder costear su estilo de vida.

Si deciden trabajar es porque realmente quieren, no porque lo necesiten para seguir pagando sus gastos anuales. Trabajan porque les gusta lo que hacen, no porque tengan una necesidad económica.

4. Aunque se divorcien, eso no afectaría a su estilo de vida.

Disponen de la autonomía económica suficiente para soportar los costes que implica un divorcio, el sustento de su familia y re-emprender su nuevo camino de nuevo en la vida, sin que se vea mermada su economía y estilo de vida.

5. Pueden hacer frente a grandes gastos, sin que afecten a su estilo de vida.

Afortunadamente disponen de un colchón de seguridad lo suficientemente amplio como para poder costear desagradables imprevistos que puedan surgir en los momento más inesperados. (Como gastos médicos por enfermedades graves o de familiares y el cuidado asistencial. Un divorcio. Un mala racha en la economía en general…).

6. Pueden tomarse tantas vacaciones al año como deseen.

Podrían dedicarse perfectamente a estar de vacaciones los 365 días al año. Tumbarse a la bartola y vivir la vida sin preocupaciones económicas.

7. Pueden darse lujos sin que afecten a su estilo de vida.

Pueden comprarse un coche nuevo (o a sus familiares), sin necesidad de recurrir a financiación bancaria. O pagar a sus hijos costosos estudios universitarios en las mejores universidades. Es decir, compran las cosas sin la preocupación de pensar cuánto tiempo les costará llegar a pagarlas o que les suponga un gran esfuerzo.

Cómo ser rico

En definitiva, ser realmente rico no es una cuestión de cuántas casas tienes, vestir ropa de marca, asistir a eventos o conducir coches muy caros… se trata de un concepto que va mucho más allá. Básicamente tiene mucho que ver con haber logrado alcanzar la famosa independencia financiera, para poder considerarte libre económicamente, de hacer lo que quieras dentro de un determinado estilo de vida. Y para ello fundamentalmente es necesario que la riqueza que se alcance tenga una base fuerte, capaz de sustentarse en el tiempo de manera prolongada. Y no solo sea fruto de un golpe de buena suerte o una racha puntual en los negocios. Porque el dinero sino se administra bien, se puede ir tan rápido como llegó. Para ser realmente rico hay que ser un buen gestor de recursos.

¿Te gustaría ahora saber cómo mejorar tus finanzas personales y progresar en la vida? Consulta en el blog de Vooucher.com la sección “finanzas personales” y “cómo ahorrar” donde encontrarás más artículos de auto-ayuda relacionados. ¡Síguenos en redes sociales para no perderte nada: Facebook, twitter, Youtube!

Escribe un comentario con tu opinión como cliente